#ManchesterCityTottenham || LOCURA EN EL ETIHAD QUE DESEMBOCA EN TRAGEDIA PARA LOS CITIZENS

Cruel despedida para el Manchester City, que un año más no estará entre los cuatro mejores equipos de Europa. El VAR anuló un gol de Sterling en el descuento que habría dado a los de Pep el billete a las semifinales, como colofón a un partido enloquecido en el que Llorente firmó la diana de la victoria ‘spur’.

IMG_20190418_112132

Lo advirtió en la previa Guardiola. En la ida el City había priorizado el control, traumatizado por el recuerdo de Anfield, pero la vuelta iba a ser distinta. 90 minutos a todo o nada, con el retorno a la titularidad de Bernardo Silva De Bruyne como declaraciones de intenciones. Y de no ser por el VAR, que como sabemos unas veces te da y otras te quita, el City estaría entre los cuatro mejores de Europa.

PRIMERA PARTE

El partido comenzó rotísimo. Antes de que se cumpliera el minuto 4, Raheem Sterling ponía el 1-0 en el electrónico e igualaba la eliminatoria. Jugada típica del inglés que caracolea dentro del área ante la pasividad de Trippier y Alderweireld, y saca un colocado disparo que no puede alcanzar Lloris. Pero el coreano Heung-Min Son decidió dar un paso al frente y sería totalmente trascendental para certificar el pase de los Spurs.

Pochettino no pudo alinear a su máxima estrella, Harry Kane, debido a la lesión de tobillo que sufrió en la ida tras una fea entrada de Fabian Delph. Por lo que lo previsible era colocar a Llorente en punta e intentar ganar balones por alto. Pero no fue así, el entrenador del Tottenham decidió jugar con dos de sus jugadores más rápidos en punta, Lucas Moura y Son, para así buscar al City al contraataque. Y no le pudo salir mejor. El 7 marcó el doblete más rápido de la Champions (en menos de tres minutos), superano así el récord que obstentaba Higuaín en 8 min y 7′. El primero de los tanto fue en gran parte gracias a la ayuda de Laporte y Ederson. El zaguero francés no acertó en el despeje y tampoco el portero brasileño a la hora de atajar el cuero. El segundo gol si que fue una obra de arte; Lucas Moura roba el balón a Laporte, que vuelve a fallar, y abre para Son que conecta desde la frontal un disparo inapelable.

IMG_20190418_000447.jpg

Tras el segundo de Son nada cambiaría, el ritmo continuó siendo frenético. Tan solo un minuto más tarde de ese gol, Bernardo Silva conseguiría igualarlo. Estamos hablando de un 2-2 en el minuto 11. Algo que tampoco se había dado en la historia de la Champions League, 4 goles en los primeros 11 minutos.

El inicio más goleador de la historia. Un inicio que duraría hasta el minuto 21, cuando Sterling logró remontar y poner el 3-2 en el marcador. Uno de los mejores goles del partido; taconazo de Bernardo Silva para De Bruyne que la pone perfecta al segundo palo para que el inglés de ventaja a los de Pep antes del descanso.

IMG_20190418_120858.jpg

A partir de aquí el ritmo descendió por momentos hasta el descanso. El marcador no se movería. Lo que sí se movería sería el banquillo del Tottenham, que tuvo que dar entrada a Fernando Llorente (un hombre que sería trascendental en el desarrollo del partido) por un lesionado Sissoko.

DESCANSO

Llegaba el ecuador del partido, los jugadores se marchaban cansados y con la euforia de tantos goles. No se produjeron cambios en estos 15 minutos de descanso.

Resultado de imagen de manchester city

SEGUNDA PARTE

El segundo asalto comenzó más calmado. Guardiola y Pochettino decidieron dotar al partido de un ritmo más conservador, ya que de otra manera sería imposible mantener tanta intensidad. Pero De Bruyne no entiende de tácticas. De Bruyne no entiende de intensidad. De Bruyne no entiende de presión. El belga es un jugador diferente, y tras una combinación con Agüero, el City ganaba 4-2 y estaba en semifinales.

IMG_20190418_120848.jpg

Fue entonces cuando Pep decidió dar entrada a Fernandinho por el español David Silva, un cambio táctico que adelantaba a Gündogan y le daba más control del juego al City. Un control que duraría poco más de 10 minutos, hasta un córner para el Tottenham. Saque de esquina que lanza Eriksen y una vez más, mala defensa blue, y el Tottenham logra marcar. Un gol con mucha polémica, ya que se podría interpretar como mano de Llorente. Pero en cual quier caso, la jugada se revisó varios minutos en el VAR y el tanto del riojano subió al marcador. El Tottenham volvía a estar entre los cuatro mejores.

noticia-1555534216-llorente.png

Pero lo mejor (o lo peor) todavía estaba por llegar. Pochettino introdujo varios cambios defensivos; dio entrada a Davies por Lucas y en el descuento entró también el colombiano Davinson para darle poderío aéreo. Guardiola también movió el banquillo; Sané entraría por un desaparecido Mendy para aportar profundidad al equipo en los últimos compases del juego.

El momento decisivo del partido llegaría en el 92′. Tras una tremenda jugada de Agüero y De Bruyne, Sterling lograba batir a Lloris, colocando el 5-3, sellando el pase a ‘semis’ y certificando su hat-trick personal. La euforia estaba desatada, el Etihad estallaba, Guardiola saltaba y los jugadores spurs no se lo creían. Pero nuestros amigos del VAR tenían mucho que decir todavía. La jugada debía revisarse por un posible fuera de juego del Kun Agüero al principio de la jugada. Y así era, el argentino partía en posición adelantada, el gol no subiría al marcador. La euforia se desataba esta vez en la grada contraria: el Tottenham era equipo de semifinales.

IMG_20190418_120929.jpg

El Manchester estaba otra vez fuera. Esta vez contra el cuarto clasificado de su liga. Muchos podrán catalogarlo como fracaso, pero recordemos de dónde viene el Manchester. Guardiola ha cambiado la filosofía de este equipo y con continuidad los resultados vendrán. Ahora no hay tiempo para lamentaciones y toca levantarse del golpe para intentar ganar la liga. El Tottenham por su parte, se enfrentará a la gran revelación, el Ajax de Ámsterdam en semifinales dentro de dos semanas. Además deberá compaginar estos dos partidos con los cuatro restantes de Premier si quiere estar el año que viene el Champios.

FICHA TÉCNICA

Manchester City: Ederson; Walker, Kompany, Laporte, Mendy (Sané, 84′); David Silva (Fernandinho, 63′), Gündogan, De Bruyne; Bernardo Silva, Agüero y Sterling.

 

Tottenham: Lloris; Trippier, Alderwiereld, Vertonghen, Rose (Sánchez, 90′); Wanyama, Sissoko (Llorente, 41′); Eriksen, Dele Alli, Lucas (Davies, 82′); Son.

 

Goles: 1-0 M. 4 Sterling. 1-1 M. 7 Son. 1-2 M. 10 Son. 2-2 M. 11 Bernardo Silva. 3-2 M. 21 Sterling. 4-2 M. 59 Agüero. 4-3 M. 73 Llorente.

 

Árbitro: Cüneyt Çakir (Turquía). TA: Sissoko, Son y Wanyama.

img-20190418-wa0038689531973.jpg

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .